Legionella y verano

Seguramente a ti también te pase como a la Legionella: prefieres estar en la playa con sol que trabajando con lluvia. A la Legionella le gustan las temperaturas veraniegas.

Durante los meses de verano siempre viene bien estar hidratados y con aire acondicionado pero: ¡cuidado! El aumento del uso del agua y las altas temperaturas pueden ser el origen de una de las enfermedades infecciosas, que periódicamente, pone en jaque a la sanidad pública: la legionella.

De la legionella, como ya os hablamos en esta entrada tiene como hábitat natural el agua y suele encontrarse en ríos o lagos.

¿Cómo puede la legionella causar una enfermedad?

La legionella es una bacteria que, al entrar en contacto con nuestro organismo, puede llegar a los pulmones y ser absorbida por nuestras células inmunitarias para intentar combatirlas. Precisamente aquí reside su peligrosidad, ya que esta bacteria se multiplica dentro de los organismos unicelulares, en este caso macrófagos, hasta que los rompe. “Este proceso es el que nos produce la enfermedad pulmonar conocida como legionelosis.

Aerosoles y legionella
La legionella se introduce en nuestro organismo al inhalar agua contaminada en forma de aerosol

La creencia más extendida es que la legionelosis se transmite por vía oral. Sin embargo, lo cierto es que se transmite por la inhalación de microgotas de agua que contiene la bacteria. Ésta se reproduce fácilmente en una serie de condiciones ambientales:

  • Temperaturas altas, entre 20ºC y 50ºC especialmente.
  • Ausencia de desinfectante.
  • Existencia de amebas o biofilms en los que pueda introducirse.

Un buen tratamiento de Legionella en Asturias, puede eliminar esta contaminación por legionella. Las zonas más afectadas por esta baceteria son: torres de refrigeración, sistemas de riego por aspersión, fuentes decorativas, humidificadores de aire, jacuzzis, vehículos de limpieza de las ciudades, túneles de lavados de coches, etcétera.

La legionelosis es una enfermedad protagonista periódicamente de los medios de comunicación. Es importante que los encargados de las instalaciones susceptibles de ser foco de legionella sean conscientes de los protocolos que hay que seguir y que incluso están estipulados por ley: El Real Decreto 865/2003 establece las medidas higiénico-sanitarias necesarias para la prevención y el control de legionella.

En Viral Sanid conocemos de primera mano la ley y los tratamientos que combaten la legionelosis y nuestro departamento de Sanidad Ambiental está formado por los mejores profesionales del sector y con los medios más avanzados para el tratamiento de la Legionella en Asturias así que, si necesitas nuestra ayuda, ¡ponte en contacto con nosotros!

¿Tienes algún comentario?

Your email address will not be published. Required fields are marked *